Plaza de Lomas de Zamora

Por cuestiones laborales sucedía que muchas veces al mediodía, en mi horario del almuerzo, prefería echarme al sol en un banco de la plaza de Lomas de Zamora para leer. Recuerdo que leyendo el Quijote sufría mucho al tener que terminar mi almuerzo de lectura.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s